Procedimientos quirurgicos

Los procedimientos quirúrgicos u operaciones cardiovasculares pueden tener una o
varias metas. Los procedimientos de corrección anatómica se requieren para hacer
normales las estructuras del corazón. Los procedimientos de corrección fisiológica
se requieren para separar y/o re-dirigir la circulación de sangre azul y la roja. Estos procedimientos
correctivos van desde los relativamente simples, tales como cerrar o parchar
un orificio o amarrar un vaso sanguíneo, hasta los complejos, tales como intercambio
de arterias o redirigir flujos sanguíneos. La mayoría de las operaciones correctivas
requieren del uso de la máquina corazón-pulmón, una bomba de circulación
cardiopulmonar. Algunos procedimientos quirúrgicos correctivos ofrecen la corrección
total de la fisiología normal del corazón. Otros ofrecen una fisiología alternativa del
corazón y una paliación permanente, tal como el procedimiento Fontan.